La revolución de la belleza en el mundo da lugar a una nueva categoría en turismo

La mayoría motivados por placer y descanso. Otros lo hacen por trabajo. Pero también están quienes lo hacen con fines médicos o de estética. ¿Sabías que en el negocio del turismo se habla, y cada vez con más fuerza, de los “viajes médicos y estéticos”? Por lo demás, hay que tener en cuenta que los viajes por placer o por negocios, también se combinan en muchas ocasiones con el turismo médico.

Estos últimos años se ha puesto de moda, siendo muy común saber de muchas personas que aprovechan las vacaciones para algún otro fin, como distintos tipos de cirugías, procedimientos médicos, tratamientos estéticos o alguna otra intervención de esa índole. Es cada vez más popular en el mundo y se lo conoce con distintas denominaciones como “turismo médico”, “turismo de salud”, “de bisturí”, “de belleza”, “cosmético” o “turismo estético”. Todo depende de la especialidad… en destino.

Según pudimos confirmar en nuestro diálogo con representantes de Cimec, un centro de estética médica ubicado en la Capital Federal de Buenos Aires, este es un fenómeno que crece en forma muy pronunciada, en el que podemos observar cantidad de gente en el mundo que viaja anualmente a nuestro país, entre otros que ocupan el liderazgo, motivados por lo que podríamos llamar la revolución de la belleza.

Si bien las provincias de Mendoza, Córdoba y Rosario también son lugares muy concurridos por el turismo médico y estético mundial, el puesto número uno en la Argentina lo sigue ocupando la ciudad de Buenos Aires, ya que la oferta en ella es superadora al resto de los destinos disponibles en nuestro país.

Alrededor del mundo, por ejemplo en Europa, de los primeros en albergar turistas con estos fines fueron los españoles. Por otra parte, en América, además de la Argentina entre otros países más elegidos por el turismo estético médico se encuentra Colombia, Brasil y México. Y más al norte del mapa, Estados Unidos. El líder del rubro en Asia es Tailandia.

Ahora bien, vale destacar que esta industria en nuestro país se ha visto favorecida y esto ha propiciado su crecimiento. El motivo radica en torno a la situación económica que se está atravesando la Argentina en relación con lo monetario. El precio de la moneda y el cambio es un motivo más que influyente y beneficioso para turistas extranjeros.

Pero por, sobre todo, más allá del provecho en cuanto a costos, es importante a la hora de definirse y someterse a estos tratamientos ponerse en manos de profesionales idóneos, bien capacitados, equipo certificado y de calidad con tecnología de última generación para garantizar el resultado buen de los procedimientos.

Los tratamientos que se ofrecen son realmente muy variados. Desde prácticas más complejas e invasivas hasta tratamientos estéticos con métodos muy eficaces, y técnicas innovadoras como podrán conocer en el link de este centro de belleza a continuación, https://cimec.com.ar/himfu/ como parte de la gama de posibilidades en tratamientos que se ofrecen en el mercado.

Esta nueva categoría de turismo es muy singular por los elementos que combina. Ofrece una experiencia particular, muy rica y complaciente para el viajero que busca satisfacer en un solo paquete más de un fin.

El boom de la belleza en el mundo va marcando nuevas tendencias que acompañan este fenómeno de los últimos años en la industria de la medicina estética y el turismo.